Resultados de buscar: Colectividad Judía del Uruguay

Aclaración respecto a evento cristiano

Aclaración respecto a evento cristiano

Publicado el

* que el denominado Festival Internacional de Música y Danza Judía “Escucha Israel” NO TIENE VINCULACIÓN ALGUNA con la colectividad judía, tanto a nivel local como internacional.

* que está organizado por un grupo evangelista que realiza estas actividades con objetivos proselitistas.

* que PREOCUPA y es LLAMATIVO se haya omitido en la publicidad de dicho evento, información sobre quiénes lo están promoviendo, lo que genera CONFUSIÓN en la sociedad.

Comité Central Israelita del Uruguay

Ver nota completa

El desafío de la desinformación

El desafío de la desinformación

Publicado el

Comenzamos una nueva etapa en esta lucha que lleva tantos años y que tiene por objetivos fundamentales la paz y la verdad. Ambas son inseparables. Imposible concebir la paz basada en un contexto de mentiras o sobre una construcción de realidad ficticia.

Es que la colectividad judía uruguaya, aunque a 10.000 km del conflicto del Medio Oriente, se ve envuelta en él por la cobertura casi obsesiva que los medios le brindan al mismo, con énfasis en lo criticable –real o ficticio- que pueda pasar en Israel.

Esto nos afecta fuertemente ya que el viejo fantasma del antisemitismo no ha desaparecido y las noticias críticas han demostrado ser un buen combustible para el mismo.

Ver nota completa

Ashkenazim y Sefaradim

Ashkenazim y Sefaradim

Publicado el

Los askenazim llegaron al Uruguay con un mayor porcentaje de casados y de niños. Los sefaradim en su gran mayoría eran solteros. Por su calidad de comerciantes, mas su estado civil, los sefaradim se encontraron con una mayor movilidad social que los askenazim. Mientras el Ashkenazi debió de tratar de encontrar su sustento dentro de ramas especificas, poco remuneradas, y, posiblemente con una gran competencia, el sefardí, tuvo la oportunidad de establecerse en el sector de servicios.
Comerciante, implica la existencia de un capital previo, todas las facilidades – relativas, claro esta – que brinda el sector “servicios “, toda la flexibilidad y toda la libertad que implica la dependencia de uno mismo ( en contraposición a los ashkenazim que debieron depender de sus patrones y de las fluctuaciones del poder adquisitivo del salario, etc ) .

Ver nota completa

Suscríbete y mantente al tanto de nuestras últimas noticias