Noticias

02/12/2019

¿Amenaza inminente?






Israel Noticias

¿Cuán inminente es la amenaza terrorista para los judíos en la India?

La semana pasada, el Canal 12 de Israel advirtió que los terroristas están planeando atacar a las instituciones judías y a los turistas judíos en la India. Los organismos de inteligencia de la India recibieron información específica sobre la amenaza, señalando lugares en los que existe la posibilidad de encontrar una alta concentración de turistas israelíes, incluidos lugares como las sinagogas de Kerala y las casas de Chabad en todo el país.

La preocupación de los indios ha aumentado considerablemente, como lo demuestran las organizaciones de seguridad que han tomado medidas para aumentar la seguridad en torno a las instituciones judías y las zonas turísticas. La amenaza es un duro recordatorio de los ataques de 2008 en Mumbai, cuando durante cuatro días el grupo terrorista islamista Lashkar-e-Taiba llevó a cabo una serie de ataques, incluido uno contra la Casa de Mumbai Chabad. Los ataques dejaron 166 muertos.

Los informes de inteligencia siguen indicando que los grupos terroristas islámicos, incluidos Lashkar-e-Taiba y otras organizaciones vinculadas con Deobandi, se están preparando para ejecutar atentados a gran escala en la India. La historia dice a la India, así como a Israel, que este tipo de amenazas simplemente no pueden ignorarse.

Es innegable que los terroristas suicidas son letales, pero su letalidad depende de la descarga exitosa de un explosivo, de lo que hay dentro del artefacto explosivo y de cuánta gente esté atrapada dentro del alcance de la explosión. Incendiarios, clavos, tuercas, pernos y rodamientos de bolas son los implementos mortales más utilizados.

Los atentados suicidas son también algunos de los ataques más precisos y mortíferos del arsenal de los terroristas. Incluso la mejor disuasión es sólo parcialmente efectiva, ya que un terrorista suicida es capaz de controlar tanto el momento como la ubicación de un ataque, y cualquiera de estas dos variables puede cambiarse en un instante mientras el bombardero se prepara para atacar.

Incluso si los terroristas suicidas fallan en sus objetivos planeados, todavía tienen la capacidad de matar a cualquiera en las cercanías o a cualquiera que intente detenerlos simplemente detonando el explosivo que llevan puesto o transportan. Esto crea un gran dilema para las organizaciones de seguridad y los especialistas en la lucha contra el terrorismo a los que se ha encomendado la tarea de prevenir tales atrocidades.

La cuestión de si un ataque contra los judíos es inminente en la región depende de si una organización terrorista tiene o no la motivación y la capacidad operativa para llevar a cabo un ataque exitoso. La probabilidad de un ataque disminuye cuando falta una de estas dos variables. Pero cuando la motivación es alta y el atacante tiene la capacidad operativa, uno puede estar casi seguro de que habrá un ataque.

Por lo tanto, es responsabilidad de los antiterroristas, los organismos de inteligencia y el personal encargado de la aplicación de la ley encontrar la manera de reducir al menos uno de estos factores. Pero tenga en cuenta que, por lo general, la reducción de la motivación o de la capacidad operativa es una solución temporal para frustrar un ataque determinado. Una solución a largo plazo sólo es posible cuando el terrorista se ve privado tanto del deseo como la capacidad de atacar.

Aunque las medidas ofensivas para poner fin o detener a un terrorista pueden ciertamente someter su capacidad operativa, es la ideología islámica detrás de la motivación del terrorista la que deja a la lucha antiterrorista en un aprieto.

Desde una perspectiva occidental, el suicidio parece irracional. Pero desde la perspectiva del islamista, no se está suicidando. El terrorista está convencido de que volarse a sí mismo es un paso altruista para una organización terrorista y/o su familia y comunidad, como si estuviera sacrificando su vida por el islam y en nombre de otros.

Por lo tanto, en su mente, los beneficios superan los costos. A pesar de lo que los medios de comunicación quieren decir, esta conexión religiosa juega un papel fundamental en cada ataque suicida islámico. ¿Por qué más un islamista Allahu akbar (“Alá es el más grande”) antes de atacar?

La paradoja de las medidas ofensivas adoptadas contra la organización terrorista es que los responsables de la toma de decisiones a menudo quedan satisfechos con los resultados de algo así como un ataque aéreo a un campo de entrenamiento, lo que sin duda reduce la capacidad de operación. Sin embargo, una estrategia eficaz de lucha contra el terrorismo no puede hacer la vista gorda ante una campaña de lucha contra la motivación en la planificación de la lucha contra el terrorismo.

Como se ha visto una y otra vez, las feas cabezas de la hidra islámica se levantan rápidamente de las cenizas una vez que sus capacidades han sido restauradas. Hasta que el mundo reconozca la gravedad de la ideología islámica y encuentre una forma de frenarla, seguiremos siendo testigos de ataques suicidas que cobran vidas inocentes. La inteligencia india y los turistas israelíes deben permanecer alertas y vigilantes durante este tiempo, ya que la amenaza terrorista se ha convertido en algo bastante rutinario para los judíos de la región.

Secciones