Noticias

01/08/2019

“Realidad mixta”






Israel21c- por Brian Blum

Descubre la tecnología que cambiará la forma en que vemos el mundo

La "realidad mixta" es un punto medio entre la realidad virtual inmersiva y la aumentada. Una empresa desarrolla una nueva plataforma que dará que hablar.

“Si pensaste que el iPhone cambió la forma en que interactuamos con el mundo y entre nosotros, todavía no has visto nada”. Así empezó la entrevista Alon Melchner, fundador y director general de Mixed Place, una compañía emergente de Israel que desarrolla una infraestructura tecnológica que permitirá a empresas y anunciantes unirse más fácilmente al audaz mundo de la “realidad mixta”.

El concepto de “realidad mixta” se trata de un tipo de punto intermedio entre la realidad virtual inmersiva (donde normalmente se tiene que usar gafas especiales) y la realidad aumentada, donde los objetos 3D aparecen superpuestos en el mundo real a través de la cámara de un dispositivo móvil (mediante anteojos AR o lentes de contacto).

En un escenario de “realidad mixta”, los objetos comprenden la forma y la topografía del mundo real y se combinan con él para que las personas puedan moverse e interactuar sin problemas con lo real y -también- con  lo virtual.

Melchner lo graficó con el ejemplo de una tienda futurista de calzados deportivos. Además de la combinación habitual de zapatos, una mesa del negocio estará completamente vacía: “Podemos crear un vendedor virtual que sepa cuándo un usuario se está acercando a la tienda, y luego lo pueda guiar. A través de su teléfono o sus gafas inteligentes, verá calzados personalizados para él en esa mesa vacía. Puedes rotarlos, cambiar los colores y hacer tu pedido», le explicó el emprendedor a ISRAEL21c.

Si bien este dispositivo no permite tocar o probar los productos, sí resolvería un problema para las tiendas que no pueden contratar más empleados para las horas pico o no tienen suficientes artículos en el depósito. La misma tecnología se podría utilizar para abrir tiendas portátiles de realidad mixta.

Para comprenderlo mejor, Melchner nos invitó a visualizar los clásicos maniquíes de las tiendas en un entorno de “realidad mixta”. “En lugar de ver únicamente lo que eligió el diseñador del local, con Mixed Place el cliente podrá desplazarse por el catálogo de la tienda y probar las prendas que más le interesen sobre el maniquí”, describió.

Esta empresa de cinco trabajadores, fundada en noviembre de 2017 y con sede en Raanana, se está enfocando primero en las áreas de vendedores minoristas, turismo y entretenimiento.

En lugar de colocar letreros con códigos QR para que los turistas escaneen mientras exploran un destino, la “realidad mixta” puede traer un “carácter” humano para hablar con ellos mientras caminan a través de una atracción y que les explique lo que están viendo.

“Además, en un sitio arqueológico, la imagen que vemos en nuestros lentes puede transformarse de la ruina a la restauración. Un pilar roto puede volver a estar completo», profundizó Melchner.

A pedido de un cliente europeo, Mixed Place produjo una experiencia virtual de minigolf: al mirar a través de la pantalla del teléfono, los usuarios podían impulsar la imagen 3D de una bola que, luego, podía ser golpeada en el mundo real. Melchner enfatizó que este tipo de experiencias son mucho más realistas que, por ejemplo, jugar al minigolf en la pantalla del teléfono.

El empresario agregó que, para aquellos que recuerdan el experimento fallido de Google Glass, lo que su empresa prepara será algo mucho más sofisticado. En lugar de solo una pequeña ventana para mostrar datos e imágenes de Internet, Melchner predice que la próxima generación de gafas inteligentes (de aquí a dos o tres años) mostrará imágenes en 3D en todo el campo de visión.

Además confesó que cree que Apple será la primera empresa en el mercado en proveer este tipo de gafas y que “otros gigantes la seguirán rápidamente, haciendo que sean tan comunes como el teléfono inteligente y la tableta».

Mixed Place ya ha recaudado un fondo inicial de 750 mil dólares de la agencia de publicidad PPI Worldwide, mientras busca conseguir nuevos inversores millonarios.

«Tradicionalmente hemos consumido contenido 2D a través de televisores, teléfonos y pantallas. Pero en la vida real, los humanos necesitan experimentar cosas en un entorno 3D», afirmó Melchner. Y finalizó: «Es un mundo mágico…Y ya está en camino».

Secciones